La nueva normalidad, retos y expectativas de la vida a un año del encierro.

La pandemia permite ver claramente el país de desigualdad en el que vivimos, mientras unos tienen la posibilidad de quedarse a salvo en casa, otros que tienen que salir “a buscar el pan de cada día”.

Por: Azalia Cabrera

La pandemia por coronavirus ha llevado a la mayoría de los hogares mexicanos a hacer reflexiones filosóficas sobre la libertad, salud, encierro, educación, muerte, incertidumbre, miedo, economía, controversias políticas, etc. 

Pese a que a lo largo de la historia han existido diferentes pandemias y epidemias, siendo la primera de la que se tiene registro durante el reinado de Justiniano (541- 750 d.c) en partes de Europa, Asia y África; y en México hemos sobrepasado otras tantas, un ejemplo antiguo es la llegada de los españoles a América en el siglo XVI y todas las enfermedades que llevaban consigo, en ambas innumerables vidas se han visto reducidas además de resaltar afectaciones sociales, políticas y económicas.

La actual pandemia ante el COVID-19, ha limitado la vida en sociedad de manera drástica, llevando con ella millones de muertes en el mundo; Además permite ver claramente el país de desigualdad en el que vivimos, mientras unos tienen la posibilidad de llevar a cabo sus labores de trabajo o escuela desde la seguridad de su casa, existen otros que tienen que salir “a buscar el pan de cada día”.

La desigualdad en el ámbito escolar se hace patente en profesores, alumnos y padres de familia, esto ha llevado a que trabajen en conjunto para sacar adelante el ciclo escolar, y a pesar de tener diversas problemáticas se han adaptado a la nueva cotidianeidad.

Por otro lado, el encierro mundial y la crisis de salud, social y económica, nos hace plantearnos diversas preguntas, tales como ¿cuándo podremos regresar a la escuela?, ¿Y si me pasa algo?, ¿Y si le pasa algo a mi familia? Preguntas que penden de un hilo sin respuesta clara. 

A pesar de las múltiples tareas en las que tenemos que ocuparnos día a día de manera distinta a como solíamos hacerlo, ya sea con mascarillas o desde casa, no cabe duda que hemos reflexionado sobre la vida y lo vulnerable que puede ser esta.

Ante esta crisis mundial  se pone frente a nosotros la oportunidad de reflexionar y cuestionarnos la importancia que tienen los Otros en nuestras vidas, según Aristóteles «El hombre es un ser social por naturaleza» necesitamos del otro para sobrevivir y co- existir, está también de frente la oportunidad para darle la espalda a la indiferencia y formarnos como seres humanos, pensar que podríamos modificar acciones dentro de los hogares para crear un ambiente de armonía en las familias, crear consciencia ante el dolor del otro, de ese extraño en la calle, o de aquella mujer sin rostro que carga a su espalda a un niño.

Lo cierto es que a un año de encierro la libertad es un término que ha tomado relevancia en nuestros pensamientos, de acuerdo con María Elena Merino y Andrea Pereyra (s/f), la libertad la concebimos como una condición de personas pensantes que se expresan, se comunican, se reconocen y son reconocidos, por lo que ahora repensar y reflexionar en el término libertad nos hace tomar valor por la vida en sociedad.

En conclusión, pese a las limitaciones y aspectos negativos de esta pandemia mundial por COVID-19, también nos sustrajo de la rutina en la que nos veíamos inmersos, nos hizo observar la vida de otra manera, valorar a nuestros seres queridos, crear nuevas formas de vida y ha sido una lección para el mundo que algo tan pequeño puede acabar con miles de vidas, pero también fortalecer naciones, ciencia, educación, amor, paz y sobre todo humanidad.

Un comentario en “La nueva normalidad, retos y expectativas de la vida a un año del encierro.

  1. Hola, me pareció bien la forma de abordar el artículo creo que esto puede dar pauta a estudios posteriores como el manejo del encierro o el estrés, también las secuelas o el impacto a nivel emocional principalmente en ciudades y por último el tema del incremento de inseguridad y el miedo de la población con la ahora nueva normalidad.

    Me gusta

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s